Bandera de Filipinas
|

Filipinas: 12 años modernizando elecciones

Llevar a cabo elecciones en Filipinas siempre ha sido un reto interesante. El archipiélago está conformado por más de 7.100 islas, en algunas de las cuales no hay luz eléctrica de manera constante y en muchos casos el acceso sólo es posible en helicópteros o avionetas. En pocos días es necesario desplegar más de 100.000 máquinas de votación en más de 37.000 centros en todo el territorio nacional.

Filipinas constituye el mayor despliegue de sistemas de lectura de boletas en el mundo, sólo comparable con casos como el de Brasil o la India, países muchísimo más grandes y donde además el despliegue se hace de manera descentralizada por entes regionales semiautónomos.

Filipinas Elecciones 2022

El pasado 9 de mayo se llevó a cabo una Elección General ­­—la quinta desde que se introdujo la automatización en 2010—, y a pesar de contar con un parque de máquinas con bastante uso y las exigencias del despliegue, se lograron varios hitos importantes:

Máquinas en excelente funcionamiento

En una elección con estas dimensiones se proyecta un índice de reemplazo de máquinas de entre un 1 % y 3 % para el día de la elección. Sin embargo, el 9 de mayo el porcentaje de máquinas remplazado estuvo alrededor de apenas el 0.32 % (menos de un tercio del proyectado para contingencia). Este número es incluso mejor que el 0.70 % de la elección previa en 2019, gracias a un programa de reacondicionamiento del parque de máquinas existentes para garantizar su condición óptima.

Resultados expeditos

Además de la baja tasa de fallos y reemplazos, el proceso de votación fue bastante rápido y los resultados se obtuvieron en tiempos óptimos. Esto se puede atribuir a un buen diseño de experiencia de usuario, y también a que los ciudadanos filipinos han adquirido experiencia en el uso del sistema.

Con un sistema de publicación en tiempo real, para medianoche la mayor parte de las contiendas en disputa ya habían anunciado ganador oficial. Esto es remarcable en el contexto de que en este proceso se elegían un total de 18100 funcionarios y funcionarias:

  • Presidente
  • Vicepresidente
  • 12 Senadores
  • 316 Representantes/Diputados
  • 81 Gobernadores y Vicegobernadores
  • 782 Representantes a asambleas provinciales
  • 146 Alcaldes y Vicealcaldes de ciudades
  • 1.650 Representantes a concejos de ciudad
  • 1.488 Alcaldes y vicealcaldes municipales
  • 11.908 representantes a concejos municipales

Detalles de la transmisión

Más allá de ver esta foto global, hay que tener en cuenta que esta elección tuvo el proceso de transmisión más rápido desde que se inició la automatización en 2010. Tan sólo media hora después del cierre de la elección, ya la Comisión Electoral (COMELEC) había recibido el 20 % de los resultados esperados, y en dos horas ya se tenía más de la mitad de los resultados. Para la media noche ya cerca de 90 mil máquinas habían transmitido de manera exitosa. Un incremento de más del 20 % con respecto a las elecciones de 2019.

Lo que no puede faltar: la desinformación en elecciones

Aunque en diversos medios y redes sociales detractores del proceso afirmaban que más de 1.800 máquinas se habían averiado e impedido votar, lo rápido y preciso de los resultados publicados demuestra que los equipos no sólo funcionaron con un desempeño por encima de los esperado, sino que en los casos donde se pudieron presentar fallas, éstas fueron resueltas y permitieron continuar con el proceso de acuerdo a lo previsto.

Bus en Filipinas

COVID-19 y escasez de semiconductores

Otro punto que se mencionó en medios y redes fue el supuesto aumento en la tasa de fallos que, como mencionamos antes, no ocurrió —por el contrario, disminuyeron—. Lo que sí es una realidad, y pudo dar lugar a esta suposición, es que el parque total de máquinas disponibles para contingencia y reemplazo disminuyó, de unas 10.000 en 2019 a 1.000 este año.

Es un hecho conocido que producto del COVID-19 muchas cadenas de suministro de materiales se han detenido o ralentizado, y que en particular hay una crisis en el mercado de semiconductores que ha llevado a que incluso fabricantes de automóviles estén sustituyendo componentes digitales por sus equivalentes analógicos usados antiguamente.

Esto ha ocasionado que COMELEC sólo haya sido capaz de comprar 11.000 nuevas máquinas, de un total de 25.000 que necesitaban para cumplir con la demanda debida al incremento de votantes, además de la reposición de máquinas que por antigüedad y uso ya debían ser reemplazadas en el inventario inicial.

Considerando lo anterior es remarcable que COMELEC haya podido llevar a cabo un proceso electoral donde participaron más del 80 % de los electores inscritos (más de 55 millones de filipinos votaron), con resultados rápidos y confiables la misma noche de la elección y sin interrupciones significativas del proceso de votación.

Créditos de imágenes:
Photo by Hitoshi Namura on Unsplash
Image by titus_jr0 from Pixabay
Image by David Peterson from Pixabay

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.